Espere por favor
S&A Servicios y Asesorías

Tips para conseguir el primer empleo

Conseguir el primer empleo no es tarea fácil, pues generalmente no se cuenta con la experiencia laboral que requieren las empresas.

Es por eso,  que recomendamos que para dar con el primer empleo la persona debe tener claro tres cosas:

  • En qué tipo de empresa y área le gustaría ubicarse
  • Buscar y aplicar a ofertas a través de diferentes portales de empleo
  • Enviar la hoja de vida a los ‘head hunters’

Además, aconsejan que el postulante se dirija a la institución educativa de la cual es egresado y se vincule a los programas laborales que ofrece.

El inicio depende del nivel de formación

Si no se tienen recursos para acceder a la educación superior, por lo general las personas buscan trabajo al terminar su bachillerato en un promedio de edad de 18 años.

Pero si hacen una carrera técnica o tecnológica comienzan su búsqueda entre los 19 y 20 años. Si son profesionales, lo hacen a los 22 o 23 años.

¿Cómo conseguir empleo sin experiencia laboral?

En promedio, solo una de cada diez vacantes no exige experiencia laboral. A la fecha, en elempleo.com existen 6090 ofertas que no exigen experiencia laboral. Para otros perfiles, hay aproximadamente otras 30.000.

Ante ese panorama, el Ministerio del Trabajo afirmó que “es bueno buscar experiencia previa, principalmente para los estudiantes de educación terciaria, quienes deberían acceder a prácticas profesionales con el fin de medirse a un ambiente laboral real. De esta forma ganan experiencia y pueden demostrarlo para su primer empleo”.

El método más utilizado es pedirles a sus amigos o familiares colaboración para la gestión del empleo. “El problema es que seguramente sus contactos cercanos presentan las mismas características educativas y socio económicas reduciendo considerablemente la probabilidad de conseguir un trabajo”, añadió el Ministerio.

¡Ponle actitud!

Las personas deben tener buena disposición al buscar trabajo. Deben tener una actitud positiva, ganas de aprender, buen desempeño académico, pasión por lo que hacen y que tengan un potencial para desarrollo.

Para contrarrestar la falta de primeras oportunidades laborales en los jóvenes se debe tener “formación de mano de obra calificada, ajustada a la necesidad del sector productivo. Tanto entidades gubernamentales como privadas deben estar conectadas y alineadas desde la academia para que esta última forme a los estudiantes de acuerdo con el entorno laboral del momento y las nuevas tecnologías.

Si bien los empleadores pueden aceptar que los jóvenes no tengan experiencia, sí esperan que hayan desarrollado competencias básicas y transversales, como responsabilidad o trabajo en equipo.

De igual forma, es necesario que el joven que quiere entrar al mundo laboral esté pendiente de convocatorias, consulte portales de trabajo reconocidos como elempleo.com y, de poder hacerlo, active una propia red de contactos.